Saltar al contenido principal

Financiamos la rehabilatación de un parque infantil en Hanotrim, con la colaboración de la Fundación Jerusalén de Alemania.

La guardería se encuentra en uno de los barrios más desfavorecidos y más densamente poblados de Jerusalén. Los niños de entre 3 y 5 años que acuden a ella proceden de familias con escasos recursos y muchos son hijos de inmigrantes.

Los niños comen allí al mediodía y son atendidos también durante la tarde. La jornada escolar es larga, pero así los padres pueden conseguir un trabajo estable. Debido al mal estado del centro, la Fundación Regine Sixt de Ayuda a la Infancia contó con la ayuda de la Fundación Jerusalén para realizar la amplia modernización y mejora de los terrenos de la guardería. Esta remodelación incluía el acondicionamiento del entorno, un nuevo revestimiento del suelo y la rehabilitación de un parque infantil.

Desde que finalizasen las obras en 2011, los niños volvieron a disfrutar del centro con total seguridad.