Saltar al contenido principal

Mauritia Mack una realiza donación al Hogar Europeo de Encuentro en Foncebadón.

Con la colección benéfica de joyas «Mauritia Mack by Leonardo», Mauritia Mack y Glaskoch Leonardo, fabricante de joyas y vidrio, llevan apoyando proyectos sociales desde 2010. Los beneficios de las colecciones de joyas de 2012 irán a parar al Hogar Europeo de Encuentro.


El Hogar Europeo de Encuentro en Foncebadón, Castilla y León, en el norte de España, ofrece a los jóvenes desfavorecidos la oportunidad de hacer un retiro espiritual y conocer a otros jóvenes de toda Europa. La organización sin ánimo de lucro en el camino de peregrinación de Santiago de Compostela depende de las donaciones. Mauritia Mack, esposa del propietario de Europa-Park Jürgen Mack, y Bianca y Oliver Kleine, propietarios de Glaskoch Leonardo, viajaron en octubre a España para entregar el cheque a Norbert Scheiwe, Presidente de la Asociación H.E.E. eV, y al español Padre Palotino Gaspar Vega Fidalgo.

Hace algunos años, Mauritia Mack y su marido conocieron el proyecto a través de los peregrinos en España y les encantó. La institución ofrece tanto a jóvenes y a sus tutores legales como a pequeños grupos un sitio donde poder quedarse unas semanas para encontrarse a sí mismos. Además de las habitaciones, hay espacios comunes para los residentes. En el centro se produce un intercambio con otros jóvenes de 16 a 21 años de toda Europa. Aparte, los jóvenes pueden participar en los seminarios y clases de meditación o colaborar en la asistencia de los peregrinos.